Loading...

NOTICIAS

Encuentro de reflexión

El reconocido físico cuántico Amit Goswami fue invitado por la Escuela de Postgrado para enseñar sus teorías, que combinan esta ciencia con conocimientos de economía.

De Adam Smith a Isaac Newton, y de la conciencia al bitcoin. A sus 80 años, el profesor emérito de la Universidad de Oregon demostró versatilidad a la hora de conectar diversos tópicos, en conjunto a una formación aggionarda a los tiempos que corren. “Un problema de la economía actual reside en que se está dejando de lado la creatividad. Se prioriza únicamente hacer un negocio”, subrayó el físico cuántico Amit Goswami en el encuentro que se realizó en la Escuela de Postgrado del ITBA, el miércoles 25.

Ante un público variado –compuesto por directivos, docentes y alumnos de grado y postgrado- el también escritor, se refirió a las relaciones ente distintas ciencias. “Se han hecho muchos esfuerzos matemáticos para medir la economía sin ningún logro destacable. Los modelos matemáticos no pueden mensurar la creatividad. Y, por otro lado, al ser emocionales, los seres humanos no son tan predecibles”.

Goswami distinguió los aportes de Adam Smith a la economía contemporánea, pero comentó la importancia de actualizar ciertas nociones: “Es esencial que en la interacción entre el interés del consumidor y del productor se incluya la incidencia de la comunidad. Un ejemplo de esto son las preocupaciones ambientales, una problemática que supera a este vínculo inicial”.

De esa forma, ahondó en la economía de la conciencia, uno de sus principales ejes teóricos. “El observador cuenta con la consciencia -un elemento fundamental que incide en la experiencia-, ya que uno elige a partir de sus propios conocimientos. Anteriormente los teóricos ignoraban esta incidencia. Cuando la conciencia elige es porque detrás hay un propósito. Todo el movimiento humano se basa en ello”.

Amit Goswani concluyó el encuentro haciendo referencia a la sustentabilidad y a sus respectivos alcances: “Se trata de un problema muy grande que afecta a este capitalismo materialista. No estamos encontrando una solución a la crisis energética. Podemos usar energía renovable, pero es necesario reducir el consumo en demasía”.