Loading...

NOTICIAS

Con diploma en mano

El ITBA celebró el acto de colación de la Promoción 54. Una ceremonia emotiva que marcó un cambio de etapa para los alumnos que se convirtieron en graduados.

El 18 de octubre no pasará como una fecha inadvertida en la memoria colectiva de los graduados de la quincuagésima cuarta promoción de Ingeniería y doceava promoción de la Licenciatura en Administración y Sistemas. Los años de estudio y sacrificio se coronaron esa tarde noche en el Teatro Coliseo donde recibieron sus respectivos diplomas acompañados de sus familiares y seres queridos.

La ceremonia inició con el ingreso de los flamantes graduados a la sala, formados en filas, mientras la célebre “Carrozas de fuego” de Vangelis, amenizaba el momento.

Tras la entonación del himno nacional, el Rector del ITBA, Ing José Luis Roces, ofreció un discurso inaugural, orientado a la importancia de finalizar esta instancia y dar comienzo a otra distinta, pero de gran importancia. Y posteriormente, en su carácter de Padrino de la graduación, el Ing. Industrial Alejandro Lammertyn, integrante de la Promoción 26 (1991), miembro del Consejo de Graduados y del Consejo Asesor de Ingeniería Industrial, le dio la bienvenida a la vida profesional a los homenajeados.

Como es tradición, Roces le tomó el juramento profesional a los graduados, quienes sostenían el birrete en la mano derecha y luego de jurar colocaron la borla sobre el lado derecho.

El acto continuó con la entrega de las certificaciones a los mejores promedios por especialidad, para, aplausos mediante, proseguir con los diplomas de la totalidad de los integrantes de la promoción.

Otro de los momentos emblemáticos de la noche se gestó con la presentación de los premios:  subieron los acreedores de los diplomas de honor, del premio Asociación Amigos del ITBA, la medalla de honor y del premio Almirante Garzoni. El Ingeniero Informática Matías Nicolás Comercio Vázquez, quien recibió este último reconocimiento, agradeció la distinción y el apoyo de su familia y novia a lo largo de la carrera.

Cuando el reloj merodeaba las 21 horas, el locutor convocó a los integrantes de la promoción al escenario. Los graduados lanzaron los birretes al aire y así el acto dictó su fin.

+Reviví la ceremonia de colación 2018: