Loading...

Herramientas para convertirse en `Champion Agile`

Ana Bardoneschi - Mercado

Capacitación de vanguardia: en el ITBA profesionales que lideran equipos en organizaciones de diversos tamaños y especializaciones y no pueden o no quieren concurrir físicamente a una universidad reciben actualización ciento por ciento online.

Pensada expresamente para proveer capacitación de punta, la Diplomatura en Metodologías Ágiles y Gestión de Proyectos y Productos del ITBA incluye el framework y los contenidos de la oferta académica que se ofrece en Estados Unidos, Europa y Japón, y que  se utiliza exitosamente en el mundo. No solo para los profesionales de IT sino para todos los managers de cualquier área y sector.

Se han diplomado responsables de equipos pequeños junto con gerentes con miles de profesionales a cargo, de industrias tan diversas como la alimentaria, la petrolera y la financiera. Durante esta instancia aprendieron no solo la teoría: conformaron equipos multidisciplinarios enfocados en entregar valor pergeñando diversidad de productos y servicios para una variedad de públicos en iteraciones de un par de semanas, y recibieron feedback de las profesoras y de sus compañeros. En este proceso de construcción colectiva de conocimiento aprendieron a aplicar esta metodología de trabajo de manera práctica.

Hemos podido comprobar que nuestros alumnos aplican en su práctica laboral lo que aprenden con material actualizado semestralmente con información y casos reales, al igual que lo hacemos en universidades del otro lado del océano, por lo que egresan con los conocimientos, técnicas y herramientas para convertirse en Champions Agile. Es emblemático el caso de uno de nuestros alumnos, Norberto Gastón Álvarez, subgerente general de sucursales y otros canales del Banco Nación, que está transformando su área, empezando por él mismo y su equipo más cercano en un equipo de alta performance, con la horizontalidad y autogestión que se aplica en los equipos de las empresas exitosas de los países más avanzados del mundo, midiendo cada sprint con las mismas métricas los resultados asombrosos de hacer las cosas `a la manera ágil`. Actualmente ejerce el rol de Chief Product Owner y trabaja con su equipo de POs en definir la estrategia del área, con Scrum Masters facilitadores que ayudan a resolver los impedimentos que se presentan en los equipos, en un proceso de mejora continua de qué hacer y cómo lograrlo.

Nuestros alumnos saben que necesitan liderar la transformación en sus organizaciones, que les permita gestionar proyectos que logren productos innovadores, alcanzar una agilidad organizacional que comienza con  un cambio de mentalidad que nos permita abrazar el cambio, asumir el error como parte del aprendizaje, transparentar la información y obtener la adaptabilidad que requiere el mundo actual.

No les alcanza con cumplir objetivos preconcebidos en un tiempo preestablecido y con un presupuesto predeterminado; necesitan adquirir la flexibilidad necesaria para ser innovadores y la capacidad de adaptarse a la velocidad de cambio que requiere el mercado. Para eso tienen que gestionar la inteligencia colectiva apoyando la autogestión, empoderando a sus equipos y abandonando la cultura de los egos que impide que ios jefes tradicionales lideren en lugar de repartir tareas.

Pasamos de la gestión del PowerPoint a la gestión real de iniciativas que se cumplen, generando productos y servicios de calidad de acuerdo aloque el mercado va queriendo. Nuestros alumnos necesitan llevar adelante organizaciones que requieren tanto la estabilidad y eficiencia de los procesos preestablecidos, como la velocidad y adaptación a la realidad cambiante que vivimos. Como promotores de esta `r-evolución` en la forma de trabajar, creemos que es una transformación inexorable que ocurrirá tarde o temprano en las organizaciones que quieran ser competitivas, innovar y brindar responsablemente los mejores productos y servicios.

Los profesionales experimentados, al igual que quienes apenas están ingresando al ámbito laboral, ya no conciben trabajar de forma individual en sus escritorios esperando órdenes de jefes inalcanzables en sus grandes oficinas. Saben que la agilidad no se trata solo de velocidad, y que los equipos ágiles no son anárquicos, sino que tienen otra disciplina para trabajar en equipos responsables de la entrega de productos y servicios end-to-end. Por lo que producen combinando estabilidad, eficacia y eficiencia, mientras mejoran simultáneamente los procesos para poder producir con la mayor velocidad posible sin relegar calidad; con un framework que les permite adaptarse a factores internos y externos de la organización, al feedback de los clientes y los stakeholders.

Por Paula Kvedaras y Ana Bardoneschi, Docentes de la Diplomatura en Metodologías Ágiles y Gestión de Proyectos y Productos del ITBA